LA PUERTA DE LA DEFENSORÍA QUE DEJÉ

IMG-20130820-00315

 

LA PUERTA DE LA DEFENSORÍA QUE DEJÉ

Al final del pasillo

No hay un cadalso

Sino la puerta que conducía

A la daga con la que rasgaba el lenguaje

de los leguleyos

 

Pero ya no estoy ahí hace rato

¿Habrá retumbos de mi eco antiguo

que traten de abrir la puerta?

¿O soy yo el llevado a rastras como menor delincuente

para ser asesorado por mí mismo?

¿O es mi daga que en buena hora me rebana los labios?

 

 

 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s